Cartelera

La chica danesa

Recomendada
Título Original: The Danish Girl
País: Reino Unido - Alemania - Estados Unidos
Año: 2015
Género: Drama
Duración: 120'
Calificación: +15 años
Dirección: Tom Hooper
Protagonistas: Eddie Redmayne - Alicia Vikander
Elenco: Ben Whishaw - Sebastian Koch - Amber Heard - Matthias Schoenaerts

Basada en el libro de David Ebershoff, La Chica Danesa es una entrañable historia de amor inspirada en la vida de Lili Elbe, la primera persona conocida a la que se le practicó una cirugía de cambio de sexo. Está protagonizada por Eddie Redmayne (La teoría del todo) como Einar Wegener/Lili Elbe, y Alice Vikander en el papel de su esposa Gerda. La dirección es de Tom Hooper, ganador del Oscar por El Discurso del Rey.

En los siguientes canales
Comentario de Cartelera.com.uy

En pocas palabras...: El centro del asunto nunca deja de ser la relación entre Gerda y Lili, desafiada por un cambio que convierte cualquier conflicto de pareja habitual en una nimiedad pero finalmente fortalecida, tanto como la verdadera identidad de Lili.

La esencia

Parecería ser que finalmente la industria del cine y la televisión ha asumido (o está en proceso de asumir) que existe una realidad paralela a la del resto de los mortales: la de las personas transgénero. E incluso, que esa realidad no se encuentra tan distante de la del resto de la humanidad. Es más, forman parte del mismo universo, aunque todavía exista gente a la que eso no le agrade demasiado. Series como Orange is the new black (Netflix) o Transparent (Amazon), o películas como Dallas Buyers Club (2013), Tangerine (2015) y La chica danesa (2015) han cosechado premios y elogios no sólo por ser buenas series o películas, sino también por dar visibilidad a personajes e historias de vida tan ricas y dignas de ser contadas como cualquiera.

La chica danesa se ocupa de un caso real, el de Lili Elbe, la primera persona de la que se tiene registro a la que se le practicó una cirugía de cambio de sexo. Nació en Dinamarca bajo el nombre de Einar Wegener, y se casó muy joven con Gerda Wegener, a quien conoció en la Escuela de Arte de Copenhague. Dedicados a las artes plásticas, Einar adquirió fama primero por sus obras, mientras que Gerda ilustraba libros y revistas de moda. Precisamente posando para Gerda en sustitución de su modelo habría sido que Einar comenzó a convivir con Lili, la mujer que dormía en su interior.

Ese momento que podríamos llamar de iluminación, y la sucesión de eventos que le siguen en la película, no puede evitar simplificar y condensar lo que debió haber sido un proceso un poco más largo y paulatino. Es lógico, se trata de una versión ficcional basada en una novela de David Ebershoff que (al igual que el guión de Lucinda Coxon) debió tomarse algunas libertades a la hora de condensar la historia en una película de dos horas. Lo importante es que permanece su esencia, la transformación de un hombre que se asume como mujer o la revelación de una mujer que no se reconoce en el cuerpo de un hombre. Y quizás lo central del asunto es que se trata de una gran historia de amor; condenada al fracaso, quizás, en el sentido de que la de Einar y Gerda es una relación marital imposible en el sentido tradicional, pero extremadamente humana y poderosa desde el momento en que uno de los miembros de la pareja acepta - no sin dificultades - los sentimientos y los deseos del otro sin intentar modificarlos a su conveniencia o gusto.

Tal protagonismo tiene esa historia de amor que la película le da la misma o incluso más importancia al punto de vista de Gerda, quien sufre, duda, llora y finalmente intenta entender, respetar y ayudar a Lili a ser quien es, a descubrir su verdadera esencia. El ambiente en que viven (primero en Dinamarca, después en París) casi no importa o es totalmente secundario, a excepción de algún apunte sobre comportamientos sociales e incluso sobre burla y homofobia. Tampoco profundiza en el tratamiento médico que le permitió a Lili adaptar su cuerpo al de una mujer, una cirugía experimental para su tiempo (1930) que le terminó costando la vida. El centro del asunto nunca deja de ser la relación entre Gerda y Lili, desafiada por un cambio que convierte cualquier conflicto de pareja habitual en una nimiedad pero finalmente fortalecida, tanto como la verdadera identidad de Lili.

El director Tom Hooper, a esta altura un experto en cine de época (El discurso del rey, Los miserables), filma el asunto con algunos recursos ya conocidos (los planos gran angulares, la atención al detalle en la dirección de arte y el vestuario) y apoyándose en dos trabajos actorales muy sensibles y emocionales: el de Eddie Redmayne, por supuesto, pero sobre todo el de la sueca Alicia Vikander (merecido Oscar como mejor actriz de reparto), sobre quien recae quizás el papel más difícil, el de la esposa que debe asumir que su marido y su relación perfecta escondían, sin saberlo, una gran infelicidad. Y al mismo tiempo, la oportunidad de acompañar al ser amado nada menos que hacia una nueva vida en la que pueda ser fiel a sí mismo.


Por Enrique Buchichio para Cartelera.com.uy
Comentarios
FILM/13702